Quánima
Quánima CAT
Brownie garbanzos quanima nutricion alimentacion saludable

Hace falta que demos una nueva oportunidad a las legumbres

Las legumbres son un alimento de nuestra cultura que es saludable y nutritivo. Consumidas dentro de un patrón alimentario saludable, contribuyen a prevenir algunas dolencias crónicas. Además, son económicas y sostenibles. Fomentar el consumo de las legumbres es saludable para las personas y para el medio ambiente.

Por su composición nutricional rica en hidratos de carbono y en proteínas, las legumbres pueden configurar un plato único, sin necesidad de acompañarlos con arroz o patata ni carne, pescado o huevos. Además, destacan por su contenido en fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes, y porque no aportan nutrientes insanos, como la sal, grasas saturadas o azúcares.

Las recomendaciones de consumo son de al menos 3 veces por semana, teniendo en cuenta que una ración es aproximadamente un plato entero. Podéis planificar el menú semanal y la compra, y distribuir el consumo de legumbres de muchas maneras: día si y día no, cada dos días, 2 comidas y 2 cenas, etc. El consumo habitual de legumbres puede ayudar a reducir el excesivo consumo actual de proteína animal.

La versatilidad de colores, texturas y gustos las permite formar parte de cualquier tipo de recetas. Los podemos preparar en guisos o potajes, en ensaladas, cremas y en patés; pero también en forma de salsas y de postres.

 

Preparaciones culinarias con legumbres

 

A continuación, tenéis tres ejemplos de preparaciones culinarias muy curiosas, que apenas necesitarán ser acompañadas por un plato a base de verduras y hortalizas:

Salsa de judía blanca
Triturar judías blancas cocidas con un poco de agua (a gusto, hasta conseguir una salsa con la textura deseada) y orégano. Esta salsa puede acompañar una pasta, como si  fuera una carbonara, pero también a unas verduras al horno.

Brownie de garbanzos
Triturar 400g de garbanzos cocidos con 2 huevos, 40g de cacao, 15 dátiles o albaricoques secos, 100ml de leche, 2 cucharadas de miel y 8g de levadura en polvo. Poner la mezcla en el horno a 180 °C unos 40 minutos. Finalmente, añadir una cobertura de fruta del tiempo, triturada.

Batido/licuado de garbanzos
(Ingredientes por persona) Triturar 50g de garbanzos cocidos con 100ml de leche, un trozo de plátano o fruta deshidratada y vainilla o canela a gusto. Servir muy frío.

¡Qué aproveche!